Canibalismo

 Canibalismo, Dalí

Ah… come de mí, come de mi carne
ah… entre caníbales
ah… tómate el tiempo en desmenuzarme
Una eternidad espere este instante…

(Soda Estéreo)

 

El líquido espeso que acababa de verter algún dios trazaba un camino de esos tímidos, que no pretenden llegara a ningún lado. Moriría seguramente a merced de la aridez del suelo, las brasas del sol o de la sequedad del aire pasajero. Seguía trazando, buscando a ciegas, embadurnando todo con su densidad. De repente, se encontró con otro cuerpo líquido, espeso y pegajoso. Quiso unirse a él, devorarlo para sobrevivir, quería tragárselo hasta el fondo, beber su esencia, morder los trozos sólidos que penetraban el líquido.

 

No sabían si podían llegar a un acuerdo, ambos querían sobrevivir sin dejar de lado el placer de los dientes clavándose, el orgasmo de la fusión de los cuerpos, el choque, el caos antes de llegar al clímax.

 

Se arriesgaron, siguieron el flujo del camino que los acercaba, que los acechaba… quisieron compartir sus cuerpos, tal vez así sobrevivirían ambos. Lo hicieron con tenedor y cuchillo para evadir el afán de la arrechera inmensa de estar tan cerca. No se percataban que ya estaban sobre la mesa en la que un dios despreocupado los había derramado.

 

El primer cuerpo cortó con el mismo cuidado con el que un carnicero consagrado rebana kilos de carne fresca. Deslizó el filo del cubierto por los montes de unos aparentes senos y cercenó con un vaivén rápido los labios abiertos, la lengua, el vello, lo sucio. El otro rumió los huesos, ya frágiles por la fuerza del tiempo y se aferró a la carne caliente, a la sangre de transcurrir rápido, a todo lo que palpita aquí y más abajo también.

 

Olvidaban, nuevamente, que estaban sobre una mesa y que una mujer los observaba. No aguantó más. Amasó los líquidos espesos hasta que se fundieran en el mismo olor del sexo. La mujer, sola, excitada, lo recordaba a él, al que había acabado de descuartizar y dejar descuidadamente sobre la mesa. Quería hacerle el amor con sus manos, con la técnica que usaba para la delicada receta francesa con la que lo había conquistado y cuyo ingrediente secreto no era más que una gota de su intimidad.

 

Se lo untó en el cuello. Sintió la tentación de llevarse los dedos embadurnados a la boca, acariciar sus labios y sacar la lengua para sentir más de cerca el calor de la sangre y tener la certeza del sudor espeso. Cerró los ojos y dejó que la gravedad llevara el líquido, cada vez más denso, hacia sus pechos y los envolviera, que tapara sus pezones erectos, que llegara a su ombligo, entrara a su cuerpo y la contagiara del hervor de la masacre.

 

Con la fuerza que le quedó al líquido espeso, que en realidad eran dos caminos de sangre que se habían encontrado, salivó aquella puntita que dirige el tacto hacia todo el cuerpo, incluso a las entrañas. Entró absorbiendo toda la carne, todos los huesos, toda la mujer, toda su excitación descarnadamente depravada. Al fin, los líquidos que se encontraron al principio finalmente sobrevivieron en la nada.

Abril 2009. Sin publicar.

Anuncios

3 comentarios en “Canibalismo

  1. Que tan lindo cuento Laura… pero, como fue escrito en abril pasado, pienso que no te darás conta de mi comentario;
    Lo que quiero decir, es que tu manera de escribir es algo muy encantador, que vine de dentro de tu corazón.
    Te confeso, que me gusta los cuentos eroticos, aún más escritos de una manera tan sublime y apasionante, como ya es algo normal y maravilloso en tus escritos.
    Sigo te acompañando en esta linda página, y siempre muy pendiente de un nuevo y bello artículo, así como también en recibir un adorable correo tuyo.
    Te envío un inmenso abrazo desde Brasil…
    Paulo …

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s